-

*

www

.

-

jueves, 13 de marzo de 2008

APRENDE A "ORAR..." - Gururag Ananda Yogi

Gururag Ananda Yogi
LA ORACION
Estoy interesado en aprender a orar, creo que se puede rezar de acuerdo con tu propia capacidad mientras se está meditando; de todas maneras me gustaría conocer algunas otras aproximaciones más ritualistas que pudieras recomendarnos, tengo una apertura hacía el mundo en general como tambien hacia los individuos. Tambien me gustaría aprender como decir una oración con respecto a la comida, uno puede a lo mejor ofrecer algo de comida en un altar o hacer una oración verbal, pero ¿a quien tienes en la mente, a los espíritus o a Dios?, y ¿que es lo que pasa cuando uno no tiene ningún deseo de concebir a Dios?.
¿Si uno no tiene ningún deseo de concebir Dios?, entonces, ¿para qué quieres rezar?, de todas maneras sé de lo que va la pregunta.
Me gustaría poner un pequeño añadido, algunos grupos como los arcanos, los druidas y los grupos de esoterismo y brujería, parecen ver algún poder particular en la luna llena, y tienen oraciones y meditaciones en este tiempo.
¿Hacía la luna llena?, no me extraña que la mayoría de ellos sean lunáticos.
Los arcanos, el grupo de los arcanos creen que hay algún tipo de energía que fluye a nuestro entorno, ¿es esto así?.
Así pues me estas haciendo dos preguntas, bien de acuerdo.
El significado de la pregunta de todo lo que has dicho es este: ¿cuál es el propósito de la oración?, ¿es la oración útil?, ¿cómo debería uno rezar?, y si uno reza ¿puede conseguir algún resultado?.
La oración ha estado siempre llena de propósito, la oración ha sido siempre útil, la oración ha sido siempre algo que te produce beneficios, la oración ha tenido siempre sus beneficios psicológicos, y al tener beneficios psicológicos tiene tambien beneficios fisiológicos y con la combinación de estos dos, uno podría llegar a tener beneficios espirituales que la persona que está rezando no conoce o comprende.
Cuando nos sentamos a rezar, creo que he hablado de esto antes, creo que debe haber con toda seguridad una cinta sobre la oración, pero aunque la haya podemos repetir de vez en cuando una cosa aquí y allá.
La oración en realidad no hace ningún daño, ahora, el poder de la oración está basada en el hecho de cómo de calmada está la mente, y la calma de la mente se consigue a través de las prácticas espirituales y por la meditación.
Si una persona se sienta en un estado muy agitado a rezar, dos cosas pueden ocurrir: puede aumentar la agitación, al focalizarse más en el problema, porque en el estado de agitación su mente está totalmente involucrada en el problema, y él piensa, presupone,
asume, que al decir una oración se liberará de la agitación, pero la mente se hace más y más agitada. Eso es un tipo de oración que algunas personas hacen intentando escapar de la situación.
Ahora, cojamos otra persona que tambien tiene una mente agitada, primero debería tener el pensamiento, debería reconocer que mi mente está en un estado agitado, pero al quererme deshacer de la agitación, “déjame que no me escape de la situación, sino que rinda el problema a un poder que está más alto que yo mismo”, al que nos entregamos a nosotros mismos, y decimos, “hágase tu voluntad”; y si esta entrega es lo suficientemente sincera, generará una fuerza a través de la cual esa voluntad sea hecha.
Cuando suponemos que no hay ninguna entidad que está ahí tambien eso es entrega de uno mismo.
Entonces el ateo que no cree en entregarse a ninguna divinidad, cualquiera que sea su forma, pero si él conoce los principios del poder del pensamiento, que yo soy dentro de mí esa entidad, yo tengo dentro de mí el poder de pensamiento, la estructura atómica de cualquier cosa que exista, que puedo combinar, redirigir y llevar a otro sitio todas las energías que están ahí y conseguir los resultados que quiero conseguir.
Lo que intentamos decir aquí es que la oración es una fuerza de pensamiento; así el ateo puede rezar y el que cree en Dios puede rezar.
Pero para el ateo que no cree en un poder más elevado, su camino es muy difícil, y es solamente el hombre de un calibre muy elevado, que haya conocido las leyes de la naturaleza, podría llegar a utilizar esta habilidad; y una persona tal puede ser una entre mil millones.
Si oyes historias sobre personas que aparecían en dos lugares al mismo tiempo, materializándose a ellos mismos, eso es fuerza del pensamiento donde diversas energías pueden ser combinadas y recombinadas en los diversos aspectos que forman las cosas; y ahí es donde está la ciencia de ocultismo; pero para las personas que no están en eso, y se creen y se engañan a sí mismos creyéndose un tipo de Dios en la tierra, simplemente están pasando por una alucinación, se están engañando a ellos mismos; porque no es práctico y no han llegado a ese estado. Es como un niño que en el nivel de párvulos quiere hacer las mismas cosas que un licenciado.
La mejor manera para el hombre de hoy en día es, no solamente la creencia en la Divinidad, sino el conocimiento de esa Divinidad que está por siempre presente.
Y ese conocimiento puede ser experimentado, puede ser obtenido a través de la meditación, según vamos profundizando más y más y experimentamos los niveles más sutiles de la mente, sentimos como una fuerza y un poder empiezan a brotar de nosotros.
Algunas veces hay algo de suciedad que debe ser disuelta, pero cuando eso está hecho, toda esa
fuerza y ese poder fluye para el que el hombre pueda hacer lo que sea, lo que quiere hacer.
Está en su capacidad, porque el hombre funciona en el plano relativo y tiene el derecho, un derecho inherente heredado de manipular la totalidad de la relatividad, tiene la habilidad inherente heredada, un derecho heredado.
Los otros seres de los que nuestro amigo ha hablado antes, los otros planetas, donde entidades más evolucionadas, que han adquirido la habilidad de utilizar fuerzas sutiles, de utilizar su mente a unos niveles más y más sutiles, donde incluso las palabras no son necesarias y las cosas son simplemente comprendidas, una mente entiende a otra mente sin que se requiera la verbalización, el hombre entiende el corazón del otro, sin demostración, donde el hombre simplemente puede sentarse en silencio y la mayor enseñanza es dada.
Hay otros poderes, hay otras fuerzas.
Buda hizo esto, las mejores enseñanzas budistas nunca fueron verbalizadas, se sentaba quieto, con sus discípulos a su alrededor y cuando se iban algo les ocurría, y Buda nunca pronunció una palabra, así que hay otras fuerzas más elevadas que pueden se conseguidas en este mundo. Y hay otros mundos, otros planetas, donde estas cosas son simplemente lo natural, como hablar es algo natural para nosotros, ese tipo de comunicación de la misma manera es natural par ellos, es como una capa encima de otra capa; hay existencias que funcionan a nivel muy sutil, es una capa muy sutil, y esto en sánscrito se llama “Brihama loca” , y un hombre puede experimentar todos esos distintos niveles aquí y ahora, porque están todos contenidos en el entorno de la mente del hombre.
Y cuando el hombre comprenda que la mente del hombre es individual porque solo conoce una pequeña parte de la mente, un pequeño porcentaje, pero según quita los velos a través de la meditación, los niveles más profundos de la mente empiezan a comprender la mente universal, y su mente individual se hace una con el universo, no hay ya tiempo ni espacio, está todo aquí y ahora, aquí en este momento.
Así es la mecánica de la oración, así es como funciona. Podeis ver todo tipo de oraciones, porque la oración es solo un pensamiento, y si ese pensamiento se mezcla, no es un pensamiento mecánico, porque un pensamiento mecánico pierde fuerza, tiene valor, pero si ese pensamiento se mezcla con un sentimiento, con un sentimiento de corazón, entonces ese pensamiento se hace poderoso, tiene poder, donde realmente sientes los resultados de una cosa, antes incluso de que ocurra, no es poco común. Es algo que viene en ese momento, las nubes se apartan un poquito, el sol brilla a través del pequeño agujerito, la idea es poder utilizar esto conscientemente, y ese es propósito de la oración.
Así pues la oración puede se utilizada para un objetivo útil y bueno, y el mismo poder, la misma energía que constituye la oración puede se utilizado para un propósito malo, la misma energía, la misma energía generada y traída por la fuerza de la mente.
Ahora, cuando hacemos meditación y vamos a los niveles más profundos de la mente y obtenemos una cantidad mayor de energía de esos niveles más sutiles, la mente consciente tiene el libre albedrío para utilizar esa fuerza de una forma constructiva o destructiva, así pues, según vamos profundizando, más y más profundamente a los niveles más y más profundos de las diversas capas de la mente, entonces esas fuerzas no pueden ser utilizadas de una forma autodestructiva, porque traen una luz interior que ilumina las acciones del hombre, están siempre de acuerdo con la leyes de la naturaleza. Puedes encontrar así algunas personas en este mundo que no pueden hacer nada equivocado, lo que hacen, es lo que tienen que hacer, todo pensamiento es correcto, piensan en lago hoy, y mañana se materializa ¡qué poderosa es la mente!, ¡que bella es la mente!, porque incluso sin intentarlo, la mente consciente queda tan llena de ese poder sutil de los
niveles profundos, que cualquier pensamiento que piensa, llega a su realización. Y tal hombre no puede pensar mal, incluso cuando está enfadado, su enfado
es simplemente momentáneo, a parte de todas sus negatividades.
Así pues, veis la fuerza que tiene la oración, es la misma, la misma energía, que da vueltas a todas las ruedas del universo y es el mismo poder que puede ser cosechado por el hombre, tiene la habilidad, tiene la habilidad.

-

¿QUIERES SALIR AQUI? , ENLAZAME